DATOS en Medicina Familiar Y COMUNITARIA

Gran Dato: En África mueren cada día 6.000 personas víctimas del SIDA (más de 2 millones al año, 22 millones de seres humanos en 10 años) En muchos países la supervivencia media de la población ha bajado de 50 a 30 años a causa del SIDA.
Pequeño Dato: Owene es un niño de Uganda, tiene 14 años, huérfano de padre y madre a causa del SIDA. Está libre de enfermedad (¿milagro?).

Gran Dato: La Organización Mundial de la Salud (OMS) y la ONU-Sida, recomiendan el preservativo como la medida más eficaz para parar la epidemia de SIDA.
Pequeño Dato: En el poblado de Owene unos hombres vestidos de blanco le dieron una caja con condones y le explicaron cómo hacer para no acabar muerto como sus padres.

Gran Dato:
La Iglesia Católica expresa su satisfacción porque en el siglo XX ha conseguido 140 millones de nuevos fieles en África.
Pequeño Dato: Owene va todos los domingos a la iglesia de su poblado donde un hombre blanco le habla de un mundo mejor, del cielo, del bien y el mal. Es fresquita y limpia. Le gusta oír las palabras del hombre blanco.

Gran dato:
En marzo de 2009 el Papa visita Camerún, y sus palabras, sin duda premeditadas, llegan a todo el continente negro: "El Papa rechaza públicamente el preservativo como medio de combatir el SIDA, diciendo que incluso aumenta el problema".
Pequeño dato: Owene arroja al río al caja de condones malditos, no quiere arder en el fuego toda la eternidad.

Gran dato:
El año 2108 el Papa Juan Pablo IV pide perdón por los errores de la iglesia, igual que hizo su antecesor Juan Pablo I en 1997. Fundamentalmente se refiere al hecho de haber permitido lo que se llamó el Segundo Holocausto, en el que murieron 84 millones de personas en África mientras la Iglesia seguía insistiendo en que no se usara el preservativo.
Pequeño Dato: Los descendientes de Owene no verán publicada la encíclica de Juan Pablo IV. De hecho Owene no tuvo descendientes. Murió el 15 de Abril de 2014 víctima del SIDA en un hospital de Kampala rodeado de moscas.Tenía 19 años.
Qué pena de mundo. Insisto ¿Nos estamos volviendo todos locos o qué pasa?. Amén.

2 comentarios:

Gara dijo...

No creo que sea cuestión de locura sino de poder. La Iglesia se niega a avanzar con los tiempos por miedo a perder los inmumerables privilegios de que gozó durante tanto tiempo infundiendo el miedo en sus fieles y por ello ha preferido seguir con sus discursos moralina, desfasados e hipócritas.

Anónimo dijo...

Mientras leía tu post recordaba una noticia de intereconomia que hablaba sobre el uso de condones en África, El periodista escenificando el procedimiento de colocación del condón explicaba que por la deficiente manicura de los Africanos y la elevada temperatura del país era imposible tener en cuenta esta medida como prevención de las ets...
Ver para creer...
Saludos desde Barcelona,
Sergio.