SMARTPHONES

Reconozco que a veces soy más simple que el mecanismo de un lápiz, pero hace unos días una chica me dejó un poco perplejo.
Mi factura telefónica es lo que yo, hasta hace unos días, creía un gasto normal tirando a alto: unos 25-30 euros al mes.
La verdad es que estoy planteándome que me estoy quedando atrás con las nuevas tecnologías pues mi concepto de telefóno móvil es casi Neanderthal "cacharro que sirve para hablar, mandar sms, oir música y hacer fotos". Reconozco, aún a riesgo de que me imputen como analfabeto digital, que no tengo internet en el móvil (ya tengo en el trabajo y en casa), que no tengo una pantalla táctil, ni wifi. Mea culpa, mi móvil no tiene GPS y mi incultura digital llega a tal punto que no sé lo que significa Spotify ni android o smartphone. Además nunca he tenido la sublime experiencia de whatsapear.
En definitiva, que mis aspiraciones movilísticas pasaban por "algo que sea pequeñito y con una batería que le dure". Hasta hace una semana...
Hace unos días me acordé de que ya habían pasado los meses reglamentarios que me ataban a mi querido movistar (cuyas llamadas publicitarias a las 4 de la tarde tanto adoro), así que cándidamente me dirigí a una tienda donde una cola de adolescentes esperaba pacientemente su turno.
La chica que me atendió rozaría los veinte años y me miró con gesto aburrido...
-Que quería ver...los puntos -le dije.
-A ver, dame "eso" -dijo refiriéndose a mi querido Nokia cutre y salchichero.
La joven cogió mi móvil casi con asco y se puso a teclear.
Unos segundos más tarde se iluminó su cara, y me miró con alegría...
-Tienes seis mil  puntos -asumí que la chica tuteaba a todos sus clientes.
-¿Eso son muchos puntos no? -pregunté con alegría, viéndome con un flamante Iphone4 en mis manos.
-Pues la verdad -entonces su sonrisa se amplió- no tienes para nada, mejor te quedas con el que tienes.
En definitiva, me quedo por ahora con mi troncophone a la espera de nuevas noticias.

2 comentarios:

Juana dijo...

¡Ohhhhhh!

Eduardo Bayon dijo...

Pues yo no podría vivir sin mi Samsung Galaxy SII con Internet, la verdad. Bueno, en realidad si podría pero no tengo ningún interés en hacerlo. Te recomiendo que te leas mi post: http://protestarporprotestar.blogspot.com/2009/06/amago-movil-nuevo-ta-apetece.html
Viejo pero vigente