MIS ABUELAS Y LA PUTA SALCHICHA

¿Cómo decirle algo a mi abuela María "la molinera"?. Ella, que a sus 91 años apenas me conoce; ella que no podrá quejarse porque su mundo se limita a una cama, una mesa camilla y una butaca roja. La abuela que me preparaba los mejores guisos de arroz, aquella mujer que trabajó toda su vida para poder morir en paz. Ella que ni siquiera sabe qué es "el internet".
¿Cómo decirle algo a mi abuela María "la pitoña"?. Ella que ha trabajado desde que quedó huérfana siendo una niña, aquella  mujer que nos ayudaba a coger almendras en los meses de Julio. Alguien cuyas rodillas se convirtieron en nudos de artrosis a base de trabajar la tierra seca. María, que ya ni siquiera puede leer porque hasta la vista le falta, María que aún conserva una memoria prodigiosa.
¿Cómo decirle algo a todos los que se partieron los lomos trabajando de sol a sol para levantar un país destrozado por la guerra?, aquellos que emigraron a países lejanos para mantener familias y engañar el hambre, aquellos que únicamente tuvieron un objetivo en la vida: que sus hijos tuvieran la vida que ellos no pudieron tener. 
Han pasado muchos años, quizás demasiados. Y nosotros, los que hemos heredado este sistema de comodidades y bienestar, hemos olvidado.
Somos tan miserables que nos hemos instalado en nuestros sofás, con nuestros televisores japoneses, nuestros partidos de Champion  y nuestro maldito plato de salchichas con mayonesa olvidando a aquellos viejos que, podemos estar seguros, no se quejarán. Y olvidamos que fueron ellos los que trabajaron a temperaturas bajo cero para poder darnos unos estudios, que son ellos los que quemaron sus pulmones en las fábricas alemanas, ellos los que se mataron en las obras trabajando en condiciones inhumanas, los que arañaron la tierra para sacar algo de donde nada había, los que quemaron su juventud para que no conociéramos su miseria. Hemos olvidado a los que consiguieron dejarnos una sociedad donde la Sanidad, la Educación y la cobertura social estaban garantizadas, una sociedad donde nadie pasara hambre.
Y hemos sido tan torpes que todo lo dilapidamos hasta el límite de poner en peligro todo el sistema que heredamos, pero somos tan desagradecidos que ahora le pediremos a María "la pitoña" que pague nuestra puta salchicha con mayonesa, tan miserables que haremos que María "la molinera" pague sus paracetamoles para que nosotros sigamos viendo la Champion en HD. Somos tan egoístas que dejaremos un sistema tocado de muerte a nuestros hijos. 
Y lo peor de todo, dejaremos que nuestros gobernantes y nuestros mercados metan la mano en el monedero de quienes todo nos lo dieron porque tan cobardes somos que ni siquiera seríamos capaces de sentarnos frente a nuestros abuelos a decirles que no les dejaremos descansar en paz ni siquiera en sus tumbas, porque aquí lo importante es ver la Champions en HD.
PS: Al leer la noticia de que vamos a recurrir a los pensionistas para que paguen el déficit sanitario, inicialmente sentí incredulidad, luego rabia, hoy vergüenza.

7 comentarios:

Rosana dijo...

¡Tanta razón en tan pocas palabras!!!

Anónimo dijo...

...pero dejaremos que la gente siga viniendo a servicios de urgencias por "problemas no urgentes" y explicaciones tales como no me daban hora, es que estoy trabajando, es que si dices que vas de urgencia te ven en el momento así sólo te duela la uña del pie y te ahorras el pedir cita, es que el niño pierde clase en el instituto y si vengo ahora a todos nos viene mejor, es que vas al hospital y te hacen la analitica y la RX y todo lo que quieras en el momento...en fin ésto es la miseria que tenemos...

Anónimo dijo...

Malas noticias para la sanidad y educación pública esta semana. Mientras, otros gastos superfluos ahí siguen. Por poner un ejemplo, las televisiones autonómicas y locales. En Asturias mantenemos la TPA, Telegijón y Teleoviedo. Un disparate. Uno de tantos.

Anónimo dijo...

Pero hay pensionistas que cobran mucho más que muchos trabajadores. Hay pensionistas que cobran más que yo (1200 euros), y que tienen el piso pagado Hay pensionistas que cobran 2800 euros. Hay pensionistas que tienen varios pisos alquilados. Hay pensionistas que tienen mucho dinero en el banco. Hay pensionistas que trabajan y cobran pensión (viudas que trabajan y que tienen un buen sueldo por ejemplo). No todos los pensionistas son como tu abuela. A mí si me parece justo que paguen los pensionistas , sobre todo algunos, ya que desde luego no va a ser tanto como pago yo por mis medicamentos. Me parece muy justo que se pague según ingresos, no por ser trabajador o ser pensionista.

Anónimo dijo...

Me sumo al anterior comentario, veo más razonable (porque recordemos que eso es precisamente lo que nos diferencia de los animales, la razón) que pague un porcentaje de sus paracetamoles el matrimonio de jubilados con 2000 euros por cabeza (esto no me lo invento, esto lo conozco, y no uno ni dos, muchos, en donde ambos han sido funcionarios, creánme, no es tan raro); a que lo haga el albañil, en paro actualmente, que tiene dos niños pequeños, y la mujer no encuentra escaleras que limpiar. Y si por esto son malo, pues lo soy, y lo asumo.
¿Qué es probable que esto sea pan para hoy y hambre para mañana? Pues también seguro, mientras tengamos coches oficiales que mantener, secretarios, subsecretarios, jefes de gabinete y demás despachos llenas las autonomías, con los viajes a Bruselas, las comidas de empresa, los coches oficiales, los suelos vitalicios, esos, esos son los cánceres de nuestra economía. Pero que también el mal uso de nuestra sanidad nos ha llevado a esto, asumamoslo. Así es. Y se lo dice un residente de tercer año, por si alguien se pregunta mi profesión.

ALEJANDRA dijo...

Mira lo que he encontrado:
ESTO SON OCHO EUROS PARA UN JUBILADO https://twitter.com/#!/antifachas/status/193335552429400064/photo/1/large

Tal y como van las cosas,¿qué nos espera?...

amelche dijo...

Pues sí, es muy fuerte tener que decirles eso.