ESPAÑA: ¡PO-DE-MOS! ¿PODEMOS?

Creo que los españoles no somos genéticamente mejores ni peores que otros pueblos, pero también hay algo objetivo: existen países que están en mejores condiciones que nosotros, y en algún lugar debe estar el problema.
Lo fácil es ponernos la venda culpando a los políticos, a los banqueros a los jueces, a los de hacienda  y a todos menos nosotros.
Yo tengo una teoría: creo que los españoles no tenemos conciencia como pueblo, no tenemos un objetivo común a cumplir.
Únicamente somos capaces de unirnos en una cosa: el fútbol, ahí si que somos una piña: 
-Podemos, a por ellos, soy españó-españó-españó -gritan todos con los ojos desencajados.
Pero la realidad es que no existe una épica como país, un pensamiento común de decir: "Esto lo sacamos adelante", porque el sentimiento es "no hay dos sin tres"; eso lo saben bien los publicistas.
Tenemos, o quizás debería decir teníamos, un sistema sanitario público, una educación pública y un sistema de protección social mejorables pero entre los mejores del mundo.
Delante de nuestras narices va a desaparecer casi todo sin que nadie mueva un dedo por el sistema como tal.
El sistema sanitario público se desmantelará en unos años. ¿Cual será la reacción? Los médicos, enfermeras y demás sanitarios se movilizarán sin duda si les siguen tocando el bolsillo, pero ¿callaremos si se respetan nuestras nóminas? ¿Apoyarán los funcionarios fijos a los interinos? ¿y los interinos a los contratados? ¿apoyarán los médicos a los enfermeros y viceversa? ¿nos movilizaremos contra el copago de medicamentos? ¿saldremos a la calle cuando los enfermos deban pagar por un traslado en ambulancia? ¿Apoyarán los pacientes a los médicos o simplemente exigirán que alguien les vea su rodilla? ¿Los profesores y padres unirán para mantener el sistema educativo? 
El sentimiento épico como pueblo no siempre se tiene. Nuestros padres lo vivieron hace 30 años: querían salir de la dictadura, terminar el aislamiento, entrar en Europa. Aquello se llamó transición y con sus errores y aciertos en quince años recuperaron dos siglos de atrasos.
Hoy me sigo preguntando ¿tenemos algún objetivo? ¿vamos a luchar todos juntos por algo? ¿Hay motivos, fuerzas y personas para sacar esto adelante? Por desgracia estoy convencido de que los españolitos pelearemos cada uno por nuestra madriguera, patalearemos cuando nos toquen nuestra hucha, seguiremos encapsulados en nuestro problema sectorial, protestando de los políticos y uniendo nuestras fuerzas para que el niño Torres no vuelva a tener una mala tarde. Ojalá me equivoque.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

has clavado...tienes toda la razón

amelche dijo...

Por ahora, estamos luchando. Y creo que bastante unidos, más de lo que parecía. Te lo digo yo, que llevo unas cuantas manifestaciones este año.

Miriam dijo...

Genial, como siempre.