LOS ABUELOS SIEMPRE MIENTEN

Los abuelos siempre mienten. Imagino que lo hacen para asustarte, para que seas precavida y no cometas errores en tu vida. Igual lo hacen para que seas feliz. Pero mienten.
Me llamo  Adela y ya cumplí los trece años. Me gustan las gominolas de fresa, las películas de fantasmas y el pan con paté.
Mi abuelo se llama Antonio, siempre huele a tabaco y a veces habla con el señor que presenta telediario (yo creo que se está volviendo loco).
Hace muchos años me dijo que los Reyes Magos existían; hasta que un día descubrí que eran Papá y Mamá. No dije nada , pues imagino que el abuelo se sentía bien con esa mentira.
También me dijo lo del ratón Pérez hasta que descubrí a Mamá poniéndome una moneda bajo la almohada.
El abuelo vive solo desde hace seis años. Yo creo que está un poco loco porque siempre dice que  Abuela Encarna no murió, que la mató Reinaldo. Casi no recuerdo a  Abuela Encarna, pero a veces me viene a la cabeza cuando íbamos a su casa y nos regalaba unas galletas con azúcar y vainilla.
El abuelo dice cosas absurdas. Un día me llamó a su lado y me dijo que cuando él era joven, si enfermabas, podías ir a un médico cuando necesitaras, que los hospitales estaban abiertos todos los días y que no te pedían la tarjeta de crédito para curarte. 
El abuelo miente porque dice que incluso las ambulancias venían a casa gratis si hacía falta.
El abuelo está loco, porque dice que hace muchos años hubo una gran crisis y las cosas cambiaron. El abuelo está loco, porque dice que no había dinero para médicos y hospitales, pero los que mandaban siguieron pagando a los equipos de fútbol, que se siguieron gastando el dinero en construir aviones de guerra y dar dinero para los religiosos. Y dice que un día los poderosos dijeron que no había dinero para curar a la gente.
Eso es mentira, porque estoy segura de que nunca hubieron hospitales gratis para todo el mundo.
Abuela murió hace muchos años, creo que en el 2025. No habían pagado la póliza del seguro privado y no tenían dinero para pagar la operación , así que nadie quiso operarla, es lo normal. Abuelo dice que ese año el Madrid fichó a Reinaldo y que casi un millón de personas festejaron en Cibeles que habíamos ganado nuestro quinto Mundial de fútbol.
Mi abuelo Antonio, un loco que siempre me ha mentido, pero yo lo entiendo y lo quiero, imagino que  son las cosas que tienen los abuelos.

3 comentarios:

Bárbara - Comer De Todo dijo...

Me ha gustado mucho la historia. Has pintado el futuro como yo también creo que será. Nuestros nietos nos mirarán como a locos, ¿¡cómo ibámos a tener una vida así y le hemos dejado el mundo como se prevee!?
Un beso.

Irene y Umpa Lumpa dijo...

El otro día lo hablaba yo con alguien... Cuando se lo cuente a mis nietos, no se lo van a creer.
Esto no va a tener marcha atrás.

Bonita historia. Por desgracia, quizás real.

Anónimo dijo...

Me da miedo el futuro que nos espera.